5 oct. 2009

WAT SAY SHAPE ROOM

La gente de Wat say lleva apoyandome con las tablas desde el pasado mes de mayo. Ya me han hecho unas seis desde entonces (creo) y aún no había ido al taller a conocerles personalmente, de modo que este fin de semana, aprovechando que Victor teía que ir a recoger una para él, nos acercamos a sopelana a conocer el taller y ver como trabajan.




Una vez allí, Gilito nos estuvo explicando los métiodos de producción, que ya nada tienen que ver con la antigüa y obsoleta frabricación artesanal de hace años. "Ahora metes el foam (materia prima de la tabl)en la máquina, intoduces los datos y en 12 minutos tienes listo un pre-shape listo para lijar, matizar cantos, tail y nose y a glassear".
Lo que antes eran horas de lumbago y kilos de polvo en el pelo, ahora son complejísimas operaciones, datos y proporciones introducidos en esa máquina mágica que no para de producir, que no falla y cuyo valor sobrepasa los 10 millones de pesetas.




"Hacemos al rededor de mil tablas al año y dejamos guardado cada proyecto en la base de datos, de modo que si un tabla te va muy muy bien, o incluso la de un amigo o conocido de la playa, se puede copiar cuentas veces quieras".

Y es que si viérais ese archivo de tablas... fliparíais porque es infinitoooo.
Gilito nos enseñó hasta que punto es fiable el proceso, ya que antes de ponrse a shapear el foam se puede previsualizar un modelo en 3-D de la propia tabla aún sin hacer, para detectar cualquier posible error y anomalía, y creedme que es una réplica exacta ya que ví mi 6' 0'' favorito en la pantalla y daba la sensación de poder tocarlo además de ser tal cual.

"Todas esas rayitas que aparecen sobre la tabla son los cortes o pasadas de la máquina (que suelen ser unas cuarenta y cinco por la parte de arriba y algunas menos por debajo). Gracias a esos cálculos podemos saber cuánto agua esplazará la tabla en función del peso y complexión del surfer, haciéndonos una idea mucho más aproximada de si le irá bien o no".
Además con un simple gesto Gilito es capaz de afilar o redondear los cantos en una zona esecífica de la tabla. La hostia, ya que puede personalizar una tabla al máximo.






Actualmente han cambiado los proveedores de foam en busca de una calidad mejor, trayéndolo en containers de mil unidades desde sudáfrica, que nada tiene que ver con el de aquí en cuanto a consistencia y dureza.
Con respecto al material de glaseado (el "barnizado" de la tabla) es importado desde california -excel-, por eso los resultados están garantizados en cuanto a materiales.



Y nada más, una visitilla muy interesante en la que hemos aprendido un montonazo y sobre todo he podido agradeceren persona todo el apoyo que me están prestando y felicitarles por el trabajo curradísimo que están haciendo. La próxima vez que esté en un buen tubllo n Francia me acordaré de vostros cabroncetesssssss.

GRACIAS A WAT SAY Y EN ESPECIAL A GILITO.


No hay comentarios:

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
constantino romero