25 feb. 2013

MONOTEMA: BELA LUGOSI

---------------------------------------------------------------------------------------
¿Quién coño es Bela Lugosi?.
Si te digo: Drácula, probablemente se te venga a la cabeza un tipo moreno con capa y repeinao con gomina a lo Mario Conde (que también era otro vampiro). Pues ese tipo  con pelo pantén y mirada siniestra es Bela Lugosi y ésta es su historia.
---------------------------------------------------------------------------------------




Pues Lugosi era un Húngaro de izquierdas así que en Europa duró poco el hombre. Con todo el lío de la guerra emigra a América y comienza a hacer papeluchos hasta que por fin le ofrecen el personaje que marcará el resto de su carrera y de su vida: Drácula, primero en Broadway y luego en el cine de manos del genial Tod Browning en el '27.

El éxito fue tal que a Lugosi sólo le ofrecían papeles para pelis de terror. Llegó a rechazar Frankenstein porque quería nuevos retos pero... un cojón. Boris Karloff lo hizo tan bien que luego al pobre Lugosi no lo querían ni de monstruo así que tuvo que conformarse con hacer del chepudo Igor en sucesivas entregas como "El hijo de Frankenstein" o "El fantasma de Frankenstein". 

Volvió a gozar de cierto éxito en algún otro remake de Drácula pero poco más. Nunca hizo otro papel más allá del terror de serie B de la Universal que poco se parecía a su ansiado Shakespeare lo que desembocó en una depresión que le hizo adicto a la morfina.

Ya de viejo, el mítico director Ed Wood (el considerado peor director de todos los tiempos que es capítulo a parte) contó con él para algunas de sus películas ya que le idolatraba pero lo único que hizo fue ridiculizarlo aún más a base de pésimas producciones que daban la risa.

Lugosi murió mientras rodaba una peli con Wood, quien terminó la grabación con un extra que en nada de parecía al Lugosi real, de ahí que en todo sus planos saliese tapándose la cara con su capa. En fin...

Tanto le marcó su personaje de Drácula que se hizo incinerar con su disfraz de vampiro. También hay muchos que afirman que Lugosi dormía en un ataúd desde hacía años. ¿Es cierto eso? Probablemente porque el hombre ya se había quedao tocao de la avioneta desde que sólo le llamaban para lucir colmillo y morder cuellos. 


Es el perfecto ejemplo de actor encasillao, frustrao y tan decadente que acabó siendo devorado por su propio personaje, aún así su cara es el icono de un género cinematográfico cutre pero amado y respetados por millares de amantes de lo casposo.

Vida eterna señor Lugosi. 

No hay comentarios:

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
constantino romero