27 abr. 2014

DESDE GUATEMALA (II)


---------------------------------------------------------------------------------------------------
En fin, que tengo una crisis de inspiración que te cagas porque llevo un rato dándole al coco y nada, que no hay manera, ya ves. Y no será porque estos últimos días no he visto cosas eh... Voy a lavarme los piños a ver si se me ocurre algo.
Ya. Nada. Además me distraje con una gota de sudor que se me escurrió hasta el ombligo y perdí por completo el hilo de los pensamientos que me llevé al baño. Casi que mejor, para la mierda que eran...
No se, podría hablaros de una ola que sale desde que levantaron un dique para facilitarle la labor a los pescadores y al final los más contentos son los cuatro chavales del pueblo que surfean. O podría contar algo, tal vez, de lo que nos explicó Don Bernabé Nicolás, eso de que los Mayas orientan sus iconos de vida y fertilidad hacia la salida del sol y los de la vejez y la muerte hacia donde se va haciendo de noche, por el ciclo de la vida que corresponde con el ciclo del día, ya sabes. 
No se, igual molaba más que intentase explicar el asco que me doy a mí mismo cuando me imagino en casa aburrido del mundo y ahora reparo en todo lo que me queda por ver, o de todos los perros que hay tirados por la calle y a los que ni las pulgas se acercan por pena, o del super desayuno al que nos invitaron hoy en un antiguo monasterio de la época de la colonización española. 
Podría hablar de tantas cosas que es como si las ideas se me agolparan todas juntas y crearan un tapón que impide que unas dejen salir a las otras, como las enfermedades del Señor Burns. 
Pero basta. Soy cobarde y desisto. Y por mucho que trasnoche voy a seguir mudo. En blanco. Cabezota.
Tristemente a la espera.
Una y otra vez comenzando.
---------------------------------------------------------------------------------------------------

































fotos
Muá
&

No hay comentarios:

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
constantino romero